Agenda

Noticia

EL GRUPO DE FISIOPATOLOGÍA CARDIOVASCULAR PROPONE AL MiR-320a COMO BIOMARCADOR PREDICTIVO DE REMODELADO EN PACIENTES INFARTADOS

    Investigadores del Instituto de Biomedicina de Sevilla – IBiS/Hospital Universitario Virgen del Rocío/US/CSIC -, y del Hospital Universitario Virgen del Rocío - HUVR -, han colaborado en el estudio publicado por la Journal of Clinical Medicine, con título: “Circulating miR-320a as a Predictive Biomarker for Left Ventricular Remodelling in STEMI Patients Undergoing Primary Percutaneous Coronary Intervention”.

     foto

    Haciendo gala a su definición de grupo traslacional, el Grupo del IBiS “Fisiopatología Cardiovascular”, liderado por el Dr. Antonio Ordóñez, vuelve a por un proyecto de ciencia clínico-básico que persigue ayudar a mejorar la salud de los pacientes con problemas cardiacos.

    Actualmente, el tratamiento principal para los pacientes que sufren un infarto agudo de miocardio con elevación del ST (STEMI) es la restauración del flujo sanguíneo coronario con la intervención coronaria percutánea (PCI). Sin embargo, a pesar de la restauración exitosa del flujo sanguíneo, muchos pacientes acaban desarrollando cambios en la morfología de su corazón, lo que clínicamente se conoce como remodelado ventricular izquierdo adverso (LVAR) pudiendo finalizar en un fracaso cardiaco.

    Los biomarcadores pronósticos son necesarios en todos los campos de la medicina, desde las enfermedades neurodegenerativas, como el Alzheimer o el Parkinson, hasta los diferentes tipos de cáncer. Dentro de este rango, destacan las enfermedades cardiovasculares, donde los biomarcadores han adquirido un alto valor con el paso de tiempo. Encontrar un biomarcador se traduce en hallar pistas en forma de moléculas capaces de predecir cuál será el desarrollo de la enfermedad. De este modo, los profesionales podrían adelantarse a las consecuencias fatales de las patologías y evitar que este tipo de enfermedades continúen situándose entre las primeras causas de muerte a nivel mundial. De ahí, la importancia de este proyecto, donde el equipo del Dr. Ordóñez propone un nuevo biomarcador predictivo del remodelado en pacientes infartados.

    Por ello, basándose en la experiencia del grupo para trabajar con microRNAs (miRNAs), se decide estudiar el papel de los miRNAs circulantes y su asociación con LVAR en pacientes STEMI tratados con PCI. Se analizó la expresión de miRNAs circulantes en muestras de sangre de 56 pacientes tras revascularización (a las 3, 6, 12, 24 horas y 1 mes). Mediante ecocardiografía, se determinó el volumen telediastólico del ventrículo izquierdo (LVEDV) de los pacientes al recibir el alta hospitalaria y 6 meses después de ésta. El criterio para considerar que el paciente había sufrido LVAR fue que el porcentaje de cambio en el LVEDV, entre los dos puntos de medida, fuera mayor del 20%.Los miRNAs también se analizaron en muestras de células mononucleares de sangre periférica (PBMC) y corazón humano de pacientes con insuficiencia cardiaca de origen isquémico.

    Análisis cinéticos de miRNA mostraron un rápido aumento dependiente del tiempo en miR-133a, miR-133b, miR-193b, miR-499 y miR-320a en pacientes con STEMI en comparación con los controles. Además, la expresión de miR-29a, miR-29b, miR-324, miR-208, miR-423, miR-522 y miR-545 se expresaron diferencialmente incluso antes de PCI en STEMI.

    Lo más importante a observar fue que el aumento en la circulación del miR-320a y la disminución de su expresión en PBMC se asociaron significativamente con LVAR y, se correlacionaron con la expresión de miR-320a en miocardio humano con insuficiencia cardiaca de origen isquémico.

    Con todo ello, se pudo determinar la expresión de nuevos miRNAs circulantes en pacientes con STEMI tratados con PPCI y, de entre todos ellos, el miR-320a se asoció positivamente con LVAR presentándose como un futuro potencial biomarcador del remodelado cardiaco.

     

    Imagen resumen donde aparecen los miRNAs sobre-expresados y disminuidos en sangre tras la revascularización. En concreto cómo el miR-320 puede verse asociado con el remodelado cardiaco adverso, estando disminuido en las células mononucleares de sangre periférica y aumentado en tejido cardiaco isquémico.

     

    Referencia:

    Galeano-Otero I, Del Toro R, Guisado A, Díaz I, Mayoral-González I, Guerrero-Márquez F, Gutiérrez-Carretero E, Casquero-Domínguez S, Díaz-de la Llera L, Barón-Esquivias G, Jiménez-Navarro M, Smani T, Ordóñez-Fernández A. Circulating miR-320a as a Predictive Biomarker for Left Ventricular Remodelling in STEMI Patients Undergoing Primary Percutaneous Coronary Intervention. J Clin Med. 2020 Apr 8;9(4). pii: E1051. doi: http://doi.org/10.3390/jcm9041051.

    Más información